« Home | Amor emocional » | Infideleidades » | Escaleras sin pasamanos » | Evidencia » | Especies en extinción » | Tensión vital » | Geografía del amor » | Cambio radical » | Solidaridad vecinal » | Peligro de extinción »

Palpitaciones

A pesar de su amnesia, la reconoció por la memoria del tacto. No necesitaba verla ni oírla para saber que se trataba de la mujer que una vez recorrió con los mismos dedos que ahora le palpitaban. Pero ella que prefirió olvidarle, se alejó deprisa tras haberle rozado por casualidad. Y él cerró los puños temblorosos mientras sonreía al pensar que a veces, la hora punta en el metro puede resultar la más mágica de todas las horas.



María Coca

Imagen: Canelle

Que fuerte.
Menudo reencuentro.
A partir del día siguiente ella cogerá el autobús.

Besos.

Los reencuentros pueden darse en cualquier momento, lástima que no siempre son vistos de la misma manera.

Muy lindo.

Besos

La magia del tacto, woow no hay mejor memoria q el recuerdo de una caricia o el aroma de una piel.
=) Besitos Maria

Hay maneras de tocar que siempre dejan huella. Besos.

Hay sentidos que a veces olvidamos. Sin embargo es una de las narraciones que he sentido con mas fuerza...
No me había planteado que una hora punta...pudiera traer estas consecuencias...
Abrazos!!!

Caray, qué fantasía. Y la verdad es que puede pasar. Qué pena que no terminase bien y se impusieran los destinos divergentes. Yo apostaría por un final feliz.

Muy bueno, niña.

a veces magica, a veces erotica.. si si si!

Sentidos (y su manía de alterarnos la mente).

Precioso.

Beso!

La magia de los sentidos y los detalles que despiertan nuestros recuerdos, incluso en hora punta!. Me gustó. Saludillos

jeee qué bueno, María jajajajaj si es que el metro es escenario de muchos latidos jajajajaj

Besicos

Los ladrones de caricias aparecen en cualquier lado, pero es que el metro en hora punta es de lo más romántico...
Un abrazo

Qué abismo hay entre una persona u otra cuando en la mente del uno hay sueños con olor a tierra y en la otra solo cabe el olor a sal del mar.
Abrazo enorme,María

Y mientras, la horrible voz de megafonia anunciaba la proxima estación...

Hay casualidades que estremecen los cimientos. Como la que un día me trajo a tu tasca de fantasía.

Besos desde la casa del acantilado.

Qué bonito!
Aunque lástima de ese reencuentro tan fugaz, que en realidad sólo permite reencontrarse con el recuerdo.

Besos

Al menos, alguna vez, se habían tocado. ¡Qué afortunados!

Muy lindo, María. Sensual, romántico... incluso diría deliciosamente obsceno.

Un beso cercano, del negro al azul.

El tacto nunca olvida. Besos

A pesar de su amnesia, la reconoció por la memoria del tacto. No necesitaba verla ni oírla para saber que se trataba de la mujer que una vez recorrió con los mismos dedos que ahora le palpitaban.

Y le dijo:

'Mamá...'
'Ma... Mamá..'

Y ella abrazó a su hijo sin decir ni una palabra.. Su hijo que por fin habia despertado. El coma es un estado tan largo y penoso para una madre que espera... solo tuvo un pensamiento: mi hijo, mi hijo ha resucitado.

Gracias prima... siempre que necesites calor... solo llama y estare a tu lado.

Tampoco se trata de hacer un sobado integral en el transporte público. Mejor buscar la complicidad del ámbito privado.
Besos desde el otro vagón.

....y cuantas veces pasa esto, y cuantas otras rozamos a quienes nos harian felices sin saberlo, perdiendo cada dia la oportunidad de amar, reir, compartir, trabajar....demasiada gente y muy pocos dias para conocerla!..menos mal que tuve la suerte de encontrarte tambien de casualidad.Un beso flor

Publicar un comentario

Sobre mí

  • Maria Coca
  • Sevilla, Spain
Datos
Tú no eres como los demás niñ@s -decía mi madre- Y si no puedes sobrevivir en este mundo, mejor será que te construyas uno propio. (J. Winterson)